twiiter facebook linkedin youtube instagram spotify

En respuesta al Sr. Anasagasti

Es muy sencillo de entender. Las decisiones del Athletic afectan al proyecto de la Real. Y la Real está no sólo en el derecho sino en la obligación de adoptar las medidas necesarias para extraer el máximo rendimiento al esfuerzo colectivo que hace el futbol guipuzcoano

Sr. Anasagasti,

Permítame dirigirle esta sucinta reflexión en relación al último post en su blog, titulado “Menos mal que Oyarzabal dice no”. De entrada sorprende su tono zafio e innecesariamente ofensivo en una persona de tan dilatada trayectoria parlamentaria como la suya. Cierto es que el fútbol, como muchas otras cuestiones ligadas a la identidad y a la pertenencia, puede nublar la razón y hacernos reaccionar desde la víscera. Pero calificar de ‘mercenario’ precisamente a Mikel Oyarzabal por haberse quedado en su club de origen renunciando a tentadoras y suculentas ofertas económicas, resulta como mínimo estrambótico.

La fijación que usted reprocha a la Real Sociedad respecto del Athletic deviene de una política deliberada del club vizcaíno que situa la cantera guipuzcoana en la diana de sus apetencias. Vaya por delante el respeto al Athletic Club de Bilbao por sus estrategias, sin duda legítimas. Pero comprenderá usted que el esfuerzo que hacemos por formar deportistas -también en valores- requiere de medidas de protección cuando Ibaigane determina por su cuenta y riesgo que a falta de talentos locales, bueno es esquilmar la cantera de Zubieta.

Es muy sencillo de entender. Muchos y poderosos clubes se fijan en jugadores y jugadoras de la cantera txuriurdin, pero las decisiones del Athletic afectan de forma determinante y singular al proyecto de la Real, porque el Athletic ha decidido restringir su caladero a su entorno más cercano. Y la Real está no sólo en el derecho sino en la obligación de adoptar las medidas necesarias para extraer el máximo rendimiento al esfuerzo colectivo que hace el futbol guipuzcoano desde el deporte escolar y hasta la élite. Además, hace tiempo que adoptamos la decisión de abrirnos al mercado internacional -sin complejos de ningún tipo Sr. Anasagasti- cuando advertimos necesidades concretas en la primera plantilla.

Sus palabras denotan un resentimiento incomprensible. Incomprensible porque no es la Real quien agrede y amenaza. La Real tiene su propia política de adaptación al medio, y tiene derecho a desarrollar su propio proyecto deportivo y empresarial. Máxime cuando ha demostrado semejante liderazgo en la formación del talento del fútbol femenino y masculino.

 


Pd. Compruebo que Iñaki Anasagasti ha  contestado a mi escrito. No tengo mucho más que añadir, salvo que

1.-Efectivamente no nos conocemos de nada, pero yo no necesito sacar mis raíces bizkaitarras ni antifranquistas para explicarle mi posición.

2.- Mezcla usted demasiadas cosas. Habla de abertzalismo y de auténtico fútbol vasco. Por fortuna la Real está por encima de adscripciones ideológicas y representa un elemento de unión.

3.-No soy concejal en San Sebastián, sino Diputado de Cultura y Deportes de la Diputación Foral de Gipuzkoa.

4.-La Real inaugurará Anoeta contra el Barça, no contra el Madrid.

5.-Exprésese cuanto quiera pero con educación.

 

Escrito por Denis Itxaso el 15 de agosto de 2018 · Archivado en: Alcalde de Gipuzkoa, gipuzkoa
Tags: , , , ,

Compartir: fb tw goo

  1. Manu Elizalde dice:

    Excelente respuesta a una persona a la que respeto pero que indudablemente ha tenido un episodio inicial que tendrá explicación.
    El seguir comentando y respondiendo en el mismo o peor tono solo tiene necesidad de un sentimiento, lástima y pena por la pérdida de la inteligencia.

  2. Josean Cabrera dice:

    Están rabiosos por la decisión de Oyarzabal. Por el fichaje del Manchester de su portero Arrizabalaga.
    La libertad de los deportistas a configurar su futuro profesional se debe respetar y sobre todo criticar con educación y modales.

Denis Itxaso